La villa del Roble fantasma.

Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Empezemos por un: ¡¡Buenos dias!!
Sáb Jun 02, 2012 7:18 pm por Lucy V. Matersson

» Avatería oficial
Sáb Abr 28, 2012 11:47 am por Lucy V. Matersson

» Mekare Sttromblade
Mar Abr 17, 2012 8:19 am por Mekare Sttromblade

» Edward Potter
Miér Abr 04, 2012 7:29 pm por Edward Potter

» Lucy V. Matersson
Lun Abr 02, 2012 2:29 pm por Lucy V. Matersson

» -Preguntas frecuentes.-
Mar Mar 27, 2012 10:22 pm por Azul

» Forever Mine -Recien Abierto- {The Vampire Diaries} Afiliacion Normal Se buscan persoanjes Cannon y
Sáb Ene 28, 2012 5:34 pm por Lena Night

» The Madness (normal).
Sáb Ene 28, 2012 1:47 am por Invitado

» A New Hogwarts- Recién Abierto- Élite- Pj's cannon dispo.
Vie Ene 27, 2012 11:05 am por Invitado



Los días siguen siendo sombras.

Ir abajo

Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por El Cuervo el Jue Ago 05, 2010 9:55 pm

3 de la tarde. Sigo intentando curar las heridas que me causa, con estar encerrado no tengo posibilidades, tengo roto un brazo, y no puedo cambiar por completo a Cuervo. El hueso no sana y el dolor es bastante intenso.

5 de la tarde. Bebo la botella de ron y vuelvo a intentar curarme, solo me agoto y no pasa nada. El sabe como controlarme, me tiene aquí encerrado en este cuarto hasta que el quiera. Y tristemente debo obedecer.

8 de la noche. Hundo un puño sobre la pared haciendo un hueco, sangra y la sangre se detiene curándose la herida.

10 de la noche. En una de las cajoneras saco unas pastillas y las tomo con la segunda botella de ron. Es todo penumbras y es un caos la habitación. Los cuervos están afuera, pero dentro de este cuarto no hay vestigios de un cuervo.
Coloco el reproductor, no es algo moderno, empieza a sonar. Cierro los ojos, vuelvo a intentarlo, nada. ¿Cómo pude ser imbécil y dejar que escape? La rabia me corroe, no puedo seguirla así. Necesito encontrarla.

Tiro algo y se hace mil pedazos. Me froto los ojos. Recojo los cristales y los pongo en el bote de la basura. Los empiezan a sentirse. El dolor se calma. Un día, solo un día y estoy bien.

11 de la noche. Escucho ruidos. Saco la escopeta y la encañono. Mis sentidos están bastante atrofiados, la sangre y el dolor, los síntomas de lucita, todo es un mundo extraño. Los cuervos aletean, graznan. Desencañono la escopeta. No, no lo recordé. Abro la puerta.

Todo es penumbras, no se ve absolutamente nada, se escucha la música dura. No es buen momento. No digo una palabra. No me salen las palabras. Todo se torna bastante psicotrópico. Su olor me embriaga, me trae recuerdos, recuerdos humanos. La abrazo de la cintura, en esa oscuridad bastante turbia. Si, ahora necesito consuelo, tal vez ahora ella si pueda golpearme después de todo. Aspiro su aroma. Por más que quiera escapar no la dejaré ir tan fácilmente esta noche.




avatar
El Cuervo

Mensajes : 129
Bombillas : 122
Fecha de inscripción : 27/06/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por Cristina el Vie Ago 06, 2010 12:54 am

Estoy tirada en la cama sin poder dormir fumando el ultimo cigarro que me queda. No puedo dejar de pensar en el, hace una semana que no tengo noticias suyas, me dijo que nos veriamos aquí y………..aun lo estoy esperando. Apago el cigarro y me levanto para, a pesar de que ya son las diez de la noche, salir a comprar mas tabaco, sin embargo, antes de salir, paso por el baño a mojarme la cara para quitar las lagrimas (tengo que dejar ya de llorar por el porque seguro que no lo volvere a ver), peinar mi pelo que esta revuelto de estar toda la tarde tirada en la cama y vestirme (un short vaquero azul con un top rojo que no deja ver el ombligo porque tapa hasta la cintura pero a cambio, por ser un palabra de honor sin mangas, si deja ver todos mis hombros, cuello y una parte de mi pecho suficientemente generosa como para no enseñar directamente pero si……insinuar y asi dejar que la imaginación trabaje y, completo todo, con mis deportivas blancas). Cuando ya estoy lista me pongo mi inseparable cazadora de cuero negra y salgo a comprar el tabaco.

Justo delante de la puerta del hotel, esta la moto que restauramos los dos juntos, desde aquella despedida no la volvi a coger, sin embargo, si quiero pasar ya pagina, tengo que enfrentarme a mi corazon, asi que sujeto el casco del pasajero detrás mia a la moto, me pongo el mio y, tras arrancar la moto a la primera, le doy a fondo al acelerador y salgo a toda velocidad hacia el distrito fucsia a comprar el tabaco.

Cuando ya tengo el tabaco, todavía no me apetece volver al hotel asi que empiezo a recorrer toda la villa en un intento de quitar ya todo rastro de el en mi corazon cuando, de repente, sin saber como, llego hasta donde restauramos la moto en la cual estoy montada ahora. Apago el motor, me quito el casco y me pongo a buscar la escalera que me dijo que subia directamente a la azotea, donde el vive. No me costo mucho localizarla a pesar de ser de noche gracias a mi nueva vista de lince, literalmente. Desmonto de la moto y me dirijo hacia la escalera mientras enciendo un cigarro. Al llegar al pie de la misma, antes de subir, decido si es conveniente subir a verlo mientras fumo el cigarro y oigo la musica que procede de su azote (al menos se que esta en “casa”). Cuando termino el cigarro y lo apago, pienso: “A la mierda, si realmente no me quiere volver a ver que me lo diga a la cara” y empiezo a subir decididamente la escalera.

Cuando ya casi estoy llegando al final, se abre la puerta y aparece APUNTANDOME CON UNA ESCOPETA. Al darse cuenta de quien soy, me abraza y, tras darle un beso en la mejilla a modo de saludo sin responder a su abrazo, le digo con tono ironico: -Espero que no recibas asi a todas las visitas, porque sino cualquiera te viene a visitar de nuevo despues de este recibimiento.- A mi olfato llega el olor de ron y para que me deje entrar y asi obligarle a decir que no me quiere volver a ver (en caso de que ese sea el motivo por el cual no vino hasta el hotel ese dia) añado: -¿Me invitas una copa de ron?.
avatar
Cristina

Mensajes : 161
Bombillas : 79
Fecha de inscripción : 24/06/2010
Edad : 36
Localización : Alli donde me aguanten

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por El Cuervo el Vie Ago 06, 2010 4:27 am

Las palabras me llegan como ecos. La resistencia de mi cuerpo es mejor que la de un cambiante común o la de un guardián. La suelto. Dejo la escopeta a un lado.

-No, no… ehm… pasa… -cierro la puerta- Hay personas que no son bien recibidas. No eres una de ellas. –Todo esta oscuro así que enciendo una lámpara. No ilumina mucho, pero al menos se puede ver por donde pisas, para alguien que puede ver con claridad. Ahora ella puede ver el tiradero que tengo dentro, busco la botella de ron, una nueva. El bote de basura tiene muchas botellas vacías que no alcanzan dentro del bote. (Hay manchas de sangre en la pared, en la cama, en la playera que tiene puesta Cuervo, en los jeans, hay una botella rota, el está sin zapatos y parece que la ha pasado muy mal estos últimos días). Le doy un vaso de plástico y le sirvo de la botella, tomo de la boca un buen trago.

-No pude ir a verte –digo apenas con la voz rasposa del trago de alcohol- Tuve problemas con…-hago una pausa bastante larga y no termino la frase- Me da gusto que vinieras. ¿Cómo estás? -Acomodo el brazo que tengo lastimado, aunque no duele, es un poco molesto no poder moverlo con facilidad- No es un buen momento para cuervo , siento que me veas así, aunque no me preocupa, no soy vanidoso.–le digo sonriendo de lado buscando mis cigarros – siéntate – recuerdo el tiradero que empiezo a recoger y hacer a un lado- Bueno, donde puedas.... ¿Quieres un cigarro? –Enciendo dos cigarros y le doy uno, me siento a un lado de la cama (que por cierto es la única que no está desordenada tal vez hay un par de libros briales y una caja de madera) Tal vez pueda notar que no soy un cuervo por el tono de mis ojos, que son como los tengo cuando la otra parte de mi me aborda, cuando era humano- ¿Cómo está funcionando la maquina?...


Descripción:

Cuando entras al lugar, puedes ver que es bastante amplio el lugar. Lo primero que ves es la parte de delante de lado derecho hay un sofá que está llena de ropas y botellas vacías, y está la escopeta recargada sobre este. En una de las paredes hay un hueco, esta manchado se sangre. De lado izquierdo hay una meseta con una cocineta pequeña que tiene dos bancos de madera uno de ellos esta volcado en el piso. Hay un mueble alto, grueso de madera que divide la habitación el cual está lleno de libros y discos, tiene una grabadora vieja que toca cds. Junto a este mueble hay una lámpara de pie que elimina el centro del lugar. La luz es color ámbar y pálida.

En la segunda parte tiene dos ventanales de piso a techo que están a medio cubrir con unas cortinas oscuras. Están en los dos lados derecho e izquierdo y en esa área no hay nada, es una especie de pasillo, solo hay zapatos, ropas y algunas cosas tiradas por los malos días.

Hay una cama que está hacia uno de los rincones en el fondo, no le da la luz de las ventanas. A un lado hay dos puertas, una pequeña y una con dos corredizas. La pequeña es el cuarto del baño y las corredizas es una especie de placar. Junto a la cama hay una mesa de noche, con una cajonera, encima hay una lámpara, hay un cenicero atiborrado de colillas, está apoyada una guitarra en el piso.


avatar
El Cuervo

Mensajes : 129
Bombillas : 122
Fecha de inscripción : 27/06/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por Cristina el Vie Ago 06, 2010 1:03 pm

Me invita a entrar. “Vaya, tendre que agradecerle un dia de estos no ser una de esas personas declaradas no gratas por el y que me haya perdonado la vida por ello” pienso ironicamente mientras entro, dejo la cazadora sobre el sofa y me fijo en la sangre que hay en la un hueco de la pared y luego en la ropa que lleva puesta, parece que en ese sitio se disputo una batalla de la tercera guerra mundial.

Cojo el vaso con el ron y, tras dar un trago, acepto el cigarro que me da y le doy una calada. Mientras el se disculpa por no haber venido, me siento en el suelo apoyando mi espalda contra su cama. –Ya, visto como esta este sitio y como estas tu, esta claro que tuviste algunos “problemas” y que la otra persona y tu tuvisteis algo mas que palabras y os disteis unas pocas “caricias”- dije remarcando todavía mucho mas mi tono ironico en las palabras problemas y caricias. “Pues estoy jodida llevo una semana intentando quitarte de mi cabeza pero no puedo y, cuando al fin creo que lo estoy consiguiendo, gilipollas de mi, vengo a hacerte esta visita que no hace mas que ponermelo mas difícil puesto que ahora lo unico que mi cuerpo me pide es cuidarte mientras estes mal y mi cabeza esta luchando con mi corazon para que no te de esos cuidados” pienso. –Estoy bien gracias, en cuanto a la moto, tras probarla muy duramente durante toda la semana, se puede decir que supero la prueba y que es una muy buena maquina- respondo a sus preguntas. Si fisicamente estoy perfecta pero sentimentalmente hay una guerra demasiado dura y difícil de llevar entre mi cabeza y mi corazon que hizo que durante esta semana estuviera llorando bastante en la soledad de mi habitacion en el hotel, guerra en la cual ahora ha tomado un poco de ventaja el corazon al verle en ese estado, aun asi, y dado que me dejo bien claro que no iba haber nada mas entre nosotros salvo amistad, con toda la fuerza de voluntad que hay hasta en el mas minimo rincon de mi cuerpo, me muestro lo mas indiferente que pueda ante sus heridas y ante su brazo roto, el cual me extraña que no se haya curado como me curo mi mano en el Mayo la ultima vez que nos vimos.

-¿Cómo es que no has conseguido curarte ese brazo?¿Tan grave es la herida que no lo puedes curar?¿Porque no me dices que clase de problemas tienes? A lo mejor, y solo a lo mejor te puedo ayudar, al fin y al cabo, los…….amigos……..estamos para eso, para compartir las alegrias pero tambien para apoyarnos en los problemas- dije teniendo que beber un gran trago de ron para poder pronunciar la palabra “amigos”. Y levantandome del suelo, me siento a su lado sobre la cama, y mirandole a los ojos fijamente, esos ojos que vuelven a ser de ese color azul hipnotizador como cuando estabamos restaurando la moto, le agarro sus manos con las mias: -Cuervo, por una vez en tu vida, confia en alguien, por una vez, confia en mi. Estoy segura de que tu no te mereces un castigo tan terrible como este, y estoy segura porque algo dentro mia me dice que tienes un alma bondadosa, un alma que no se porque esta atormentada por algo y, eso no esta bien, nada bien, un alma tan bondadosa y tan preocupada siempre por los demas como intuyo que es la tuya no se merece un castigo como este.- añado con unos ojos vidriosos que estan a punto de llorar pero cuyas lagrimas consigo que no salgan apelando mentalmente a mi reputacion de “chica mala” que creo y me gusta seguir manteniendo como defensa contra el dolor.
avatar
Cristina

Mensajes : 161
Bombillas : 79
Fecha de inscripción : 24/06/2010
Edad : 36
Localización : Alli donde me aguanten

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por El Cuervo el Vie Ago 06, 2010 7:42 pm

Rio un poco por lo que dice, al menos un poco de humor no viene mal y me parece gracioso lo que dice, tristemente. Asiento ante lo de la motocicleta.

-No he podido curarlo, lo he intentado, pero estoy “castigado” –bufé – Pues si, no puedo cambiar a estado de Cuervo y si lo hago, no puedo volar, soy más susceptible en forma animal, así que es mejor quedarme como estoy ahora.

Hago una pausa para pagar el cigarrillo y tirar todas las colillas en la basura. Suspiro y le miro con una picada de mares en los ojos, puesto el color simula a este. Siento sus manos y la miro un poco confundido, el tacto es suave y su aroma es agradable, limpio, me siento sucio.

-Mientras estaba de guardia la esposa del señor Wickham se escapó, cuando fui en su búsqueda un guardián astuto se la llevó borrando su rastro. Esto enojó mucho a mi jefe. –hice una pausa mirándole aunque realmente esta noche no veía sombras negras, las sombras se veían diferentes, con matices de algunos colores- Después de una batalla con dicha persona, resulté perdedor, no es que no me pueda curar, sino que es un castigo por haber fallado en la misión.

Me acerco a darle un beso en la mejilla. Todo esto es porque el roble desea que este castigado y el señor del sombrero continúe con la búsqueda. El es terrible y no es benevolente aunque quiera aparentar que sí.
-Tranquila, lo resolveré, no quiero que te pase nada a tí. Tea gradezco que hayas venido esta noche.

Me pongo de pie para apagar la grabadora que el ruido confunde mi sentidos. Recojo y tiro las ropas que estaban tiradas en el suelo por las metamorfosis y las dejo en un bote dentro del placar, saco ropa limpia.

-Me daré una ducha, te quedas en tu casa –le sonrío de medio lado y me meto al baño a darme un regaderazo, me hace falta, me hace sentir bien puesto toda esa pesadez de las malas noches, del cansancio de curarme, de pelearme con el señor del sombrero, de espiar con los cuervos, del rastro que ha sido borrado, todo hace que lucita me aturda la cabeza. Ropa limpia y todo limpio, al menos eso es lo que aparenta, porque dentro de mi alma todo es un desorden. Tomo una bocanada de aire y salgo nuevamente con el cabello húmedo apenas lo había secado con una toalla. Mis manos buscan alguna pared para apoyarme la luz es extraña y me siento extraño. Camino sabiendo cuantos pasos son del baño a la cama y caigo sentado para encender un cigarro y mis pies tocan la caja de madera que agarro y la guardo con recelo en una de las cajoneras. No sé si ella la había revisado, si lo había hecho solo encontraría fotografías de mi vida humana como le suelo llamar.

-Asesiné a un par de gentes antes de llegar aquí –digo secamente recordando aquella escena bastante cruda- No fue por placer, ni por dinero, ni por nada de eso… fue por rabia, ira y venganza.


avatar
El Cuervo

Mensajes : 129
Bombillas : 122
Fecha de inscripción : 27/06/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por Cristina el Vie Ago 06, 2010 9:42 pm

No se podia curar el brazo por un “castigo” de su jefe porque su esposa se habia ¿escapado? y el fallo cuando fue por su ¿busqueda?. Algo aquí no me cuadra, normalmente cuando estas con una persona es porque quieres estar con esa persona y, si quieres estar con esa persona, no te sueles escapar de ella, mas bien al contrario, intentas estar con ella todo el tiempo posible y, mucho menos, tienes que poner un “guardian” para que no se “escape”. –Cuervo, ¿que signifia eso de que se…..escapo?¿Que significa eso de que tengas que ir en su…..busqueda? Y, si eso significa que tu jefe tiene a su……”esposa”…….secuestrada……¿Por qué no abandonas tambien tu a tu jefe?- le pregunto puesto que algo me dice dice que Cuervo no tomaria parte en algo tan, como minimo, reprochable como tener a una persona retenida en contra de su voluntad. –Cuervo, si no dejas a tu jefe porque hay algun motivo demasiado poderoso para ello, dime cual es y si te puedo ayudar de alguna manera para que dejes a tu jefe dimelo, eso suponiendo que realmente lo quieras……..dejar- añado a continuación.

Cuando me da el beso en la mejilla, mi corazon da un brinco, quiero besarlo en la boca, quiero que sepa que a pesar de todo sigo queriendo estar con el, quiero que sepa que por el haria lo que……fuera y mas si es para conseguir su…..felicidad. –No tienes nada que agradecer, si estoy aquí es porque necesito estar contigo. Parece ironico ¿verdad?, tu no sientes nada por mi, en teoria yo solo os utilizo para saciar mi “sed” de sexo (al fin y al cabo una no es de piedra) puesto que no os quiero ni necesito para nada mas y, sin embargo, aquí estoy…….luchando, bueno…………mas bien…….mendigando….un poco de tu….amor. Yo, la estupenda y gran Cristina alias “Ruedas”.- contesto a su agradecimiento por haber ido esa noche, primero en un tono normal para, poco a poco, a medida que digo la frase ir cambiando a un tono mas ironico pero sobretodo…….cinico. –Corrijo, no parece………ES ironico, aunque mejor pensado, no es ironico, es……….patetico- termino con un tono de cinismo en mi voz.

Cuando se mete en la ducha despues de recoger su ropa, termino tranquilamente el cigarro recostando mi espalda sobre su cama y con los pies aun en el suelo, apago en cigarro en el cenicero que tenia a mano y me reincorporo para echarme una nueva copa de ron y, estaba justo bebiendomela de un trago cuando veo a Cuervo salir de la ducha. Al ver que caminaba dificultosamente hasta la cama, dejo el vaso vacio en una mesilla y corro a ayudarle, sin embargo, antes de que llegara a el, literalmente se tira sobre la cama, en la cual cae sentado, y veo que, tras encender un cigarro, guarda una caja de madera, en cuya existencia no habi areparado hasta ese momento, en un cajon. No le pregunto que hay dentro, siguiendo con mi discreción habitual, como siempre ya me lo contara si asi quiere hacerlo. Y, como si hubiera leido mi pensamiento, me cuenta que asesino a un par de personas antes de llegar a la villa y me dice que fue por venganza. No debo, ni quiero, ni voy a……juzgarlo, yo misma seria capaz de matar por venganza si alguien hiciera el mas minimo daño a una sola de las personas que quiero, cierto es que existe algo que se llama “justicia” y que es la que tiene que castigar a la gente que hace daño a otra gente pero….desgraciadamente……en muchas ocasiones (mas de las razonablemente deseables) los culpables quedan totalmente absueltos, en consecuencia, es mas que comprensible que en muchas ocasiones decidamos tomarnos la justicia por nuestras…..manos y lo mas normal es que, en ese caso, apliquemos el ojo por ojo y diente por diente, es cuando menos…..comprensible. Por ello, y sin ningun rasgo de temor y con el mismo cariño y confianza que tenia en el hasta entonces, me siento a su lado, echo mi espalda contra la pared, le quito y apago el cigarro y lo abrazo y acomodo sobre mi pecho como si fuera un niño que en ese momento necesitara el cariño y comprension de su madre. –Si me lo quieres contar para desahogarte, aquí estoy, no te preocupes, tenemos toda la noche y si quieres llorar, llora, si quieres gritar, grita, haz lo que quieras pero no me pidas que te deje solo porque eso no lo voy a hacer y mucho menos tal y como estas ahora.- le digo acariciando su cabeza que esta contra mi cuello y pecho mientras lo mantengo abrazado contra mi.
avatar
Cristina

Mensajes : 161
Bombillas : 79
Fecha de inscripción : 24/06/2010
Edad : 36
Localización : Alli donde me aguanten

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por El Cuervo el Sáb Ago 07, 2010 10:50 pm

Después de haberle confesado lo de los asesinatos, me saca el cigarro y siento su abrazo, pone mi cabeza sobre su pecho, algo que me resulta difícil con tan embriagante esencia. Recuerdo que no respondí nada de lo que me preguntó sobre el castigo y antes de volver al tema de todo lo que mencioné digo:

-Lo del señor Wickham es un tema delicado prefiero no hablar de ello. Soy el guardián y debo obedecer todo lo que pida que haga, no importa lo que sea, debo hacerlo. -De lo contrario sería el fin, para mi y para la salida de este maldito lugar, aunque creo que esa salida no existe- No puedo “renunciar” es como hacer un pacto con el diablo. Esos contratos no se rompen.

Me incorporo un poco para mirarle. Por lo demás que dijo me quedo pensando un momento le acaricio su rostro con una de mis manos que casi ocupan toda su mejilla:

-No tienes que mendigar. Puedo darte amor si lo deseas, pero no me exijas más de lo que no puedo darte.-hago una pausa tiene un color extraño, ambarino y sigo embriagado en su aroma- No quiero que te involucres en mi batalla porque puedes salir lastimada y eso no lo permitiré.

Las cosas del pasado abruman mi cabeza, le dije que había matado. En este mundo no importa nada de eso, es como volver a nacer y reencarnas en lo que más temiste ser. Algunos lo aceptan otros no. Suspiro.
-No me gusta hablar de mi pasado. –me vuelvo acomodar cerca de su cuello y pecho, que es absolutamente agradable y sentir ese contacto humano menos frío y vacio hace sentir bien a cualquiera, poder escuchar los latidos de su corazón. Lo que no me gusta es el sentimiento que desprende, no quiero herirla- Fui corredor de coches, no es modestia pero gané varios trofeos.-rio un poco de la ironía de la vida- El mundo no es perfecto, pues todo se distorsionó con el paso del tiempo. Dejé mi ciudad y ya no era la misma persona. Cuando entre al tren que me trajo hasta aquí en ese trayecto toda mi vida cambió.


avatar
El Cuervo

Mensajes : 129
Bombillas : 122
Fecha de inscripción : 27/06/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por Cristina el Dom Ago 08, 2010 10:28 pm

Definitivamente algo muy poderoso, una razon muy poderosa y fuerte, debe de estar uniendo a Cuervo con su jefe, ese señor…Wic.....como se llame, me da igual su nombre lo importante es que tiene a Cuervo bien sujeto, tan bien sujeto que esta obligado a, por lo que estoy entendiendo, hacerle el…trabajo sucio. En cierto modo un pacto nunca se puede romper (o al menos no deberia romperse nunca, aunque sus condiciones no te gusten, sino no haberlo aceptado), sin embargo, si en algun momento alguna de las partes lo rompe, la otra parte automáticamente queda libre de hacer lo que quiera asi que, acariciando su cuello, le digo –Todos los pactos tienen un resquicio por el cual se pueden romper sin que tengan consecuencias, y, si realmente estan tan blindados contra la ruptura, entonces se puede romper porque alguna de las dos partes en algun momento dado no haya cumplido. En este segundo caso, podrias romperlo si tu jefe no ha cumplido su parte del pacto, si es asi, tu estarias libre y si no es asi, solo hay que buscar ese resquicio por el cual tu quedes libre.

En cuanto a lo siguiente que dijo, no se si matarlo, si darle de golpes, si comermelo a besos, o……no se, sinceramente no se que hacer: ¿Por que todos los hombres en ese aspecto son iguales?¿Por qué todos los hombres piensan que querer a una mujer es darle el oro y el moro y que tengan una vida sin agobios y sin preocupaciones?¿Por qué no se dan cuenta de que cuando una mujer quiere a un hombre le llega con estar a su lado y le llega con que la quiera y la respete?¿Por que no se dan cuenta de que cuando una mujer les dice “Te quiero” es porque lo quieren a el con todas sus virtudes pero tambien con todos sus defectos y problemas, sean estos defectos y problemas los que sean?. -Cuervo, dices que puedes darme amor si lo deseo pero que no te pida nada mas. Esta bien, ese amor, ¿es un amor sincero?. Ese amor, ¿es porque de verdad tu tambien me quieres?. Me explico, si me das ese amor porque realmente tu tambien estas enamorado de mi y porque REALMENTE ME QUIERES, con eso me llega, no te pido nada mas. Sin embargo, si me das “ese amor” porque crees por lo que sea que me lo tienes que dar y me lo das solo para “disimular” y no sentirte tu mal contigo mismo, o me lo das porque crees que es la unica manera manera de hacerme feliz, o me lo das para que no sufra, entonces, no me des “ese amor”, porque con “ese falso amor” lo unico que harias seria hacerme mucho daño, tal vez demasiado.-le digo mirandole a los ojos fijamente, esos ojos que siguen siendo de un color azul que me hipnotizan y cautivan –¿Entiendes la diferencia existente entre el amor que quiero de ti y el “amor” que NO quiero que me des?- le pregunto para asegurarme de que entiende perfectamente lo que quiero de el, y termino diciendo en tono ironico –Por cierto, ya soy mayorcita como para decidir por mi misma en que batallas quiero o no meterme y saber si el riesgo que puedo correr merece la pena o no.

-Vaya, corredor de coches- sonrio ampliamente –Ahora entiendo que no salieras con cara de susto de los callejones sino mas bien todo lo contrario. Y yo pensando que no me decias nada porque el miedo te impedia abrir la boca, mas bien no me decias nada porque estabas disfrutando del gran placer que da esa droga, a la cual tu y yo somos adictos, llamada velocidad.- termino al empezar a soltar una gran carcajada.

Cuando por fin termino de reir, le vuelvo a mirar fijamente y, sin saber ni como ni porque, salgo de detrás suya, dejando que sea su espalda la que se apoya contra la pared, pongo mis piernas de tal forma que las suyas queden entre las mias y mi cara queda enfrente a la suya, me dejo caer despacio sobre sus piernas y, lentamente, voy acercandome poco a poco hasta que nuestros labios se tocan y comienzo a besarlo apasionadamente.
avatar
Cristina

Mensajes : 161
Bombillas : 79
Fecha de inscripción : 24/06/2010
Edad : 36
Localización : Alli donde me aguanten

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por El Cuervo el Lun Ago 09, 2010 2:53 am

Antes de hablar sobre las carreras le respondo todas esas cuestiones acerca de mendigar y dar amor. Tema que para a mi me da escalofríos, sin embargo hay temas importantes en esta vida: Amor, Muerte y Vida.

-No, nunca te daría ese “amor” solo para burlarme de ti o hacerte sentir mal. - Para eso está el pink o el bloody mary- Si, si lo entiendo, pareceré un idiota, pero no lo soy. –Suspiro un poco angustiado, puesto estos temas son muy complicados- No puedo definir todo eso en este momento. Pero me gustas mucho y podría sentir algo por ti. No sé que siento por ti en estos momentos, solo quiero estar contigo ahora y que te quedes. Pero sé que no puedo tenerlo todo de golpe, tiene que ser poco a poco. Para mi es muy difícil pensar en ello.

Después de una pausa y hablar sobre las carreras de coches y escucharla. Le miro divertido ante el hecho que ambos amábamos la adrenalina y el peligro. Me acerco y le doy un beso en la mejilla muy cerca de la comisura de sus labios después de escucharle reír. También rio. Siento como todos los movimientos fluyen en esos momentos y queda ella sobre mis piernas, le agarro de la cintura. Siento su respiración mas cercana y nuestros labios se rosan y con profundidad le respondo el beso asiéndola hacía mi. No sé cuanto tiempo dura aquel beso que hace que perdamos la noción del tiempo, un beso que puede despertar pasiones y emociones escondidas. Me despego un poco besando cerca de la comisura de sus labios bajando un poco por su barbilla y luego le miro a los ojos, aunque no se si los tiene cerrados o abiertos. Murmuro aspirando su aroma embriagado de este:
-¿Te quedas está noche?


avatar
El Cuervo

Mensajes : 129
Bombillas : 122
Fecha de inscripción : 27/06/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por Cristina el Lun Ago 09, 2010 11:19 pm

Mientras nos estamos besando, noto como me agarra por la cintura, noto como me arrima contra el. Mientras nos estamos besando con toda la pasion, fuego y ardor contenidos hasta ese momento, dejo que todo mi cuerpo se llene de esas sensaciones, sensaciones que nunca antes habia sentido con un hombre, sensaciones que nunca antes habia sentido con un beso tan apasionado y profundo como este. Todas estas sensaciones nuevas producidas por este beso, son sensaciones increíbles, son sensaciones que hacen que desee a Cuervo todavía mas, son sensaciones que hacen que desee que Cuervo me tenga totalmente, son sensaciones que hacen que desee que Cuervo me…..posea……..totalmente.

Mientras nos estamos besando, lo abrazo tambien apasionadamente, quiero sentir y reconocer cada centimetro de su cuerpo con cada centimetro del mio, por ello mientras nos besamos y abrazamos, con mis manos voy acariciando su espalda, su cuello, su pelo…..mientras que con el resto de mi cuerpo, pegado al suyo hasta limites insospechables, noto su respiración, noto sus latidos, noto……el deseo de hacerme suya y yo……..quiero ser suya.

Al cabo de un tiempo, que no puedo decir cuanto puesto que me estoy dejando llevar total y absolutamente por ese……...beso, se separa un poco y noto como empieza a bajar por mi barbilla, ante lo cual, con los ojos aun cerrados para poder memorizar y grabar en mi cabeza toda y cada una de las sensaciones que Cuervo me esta produciendo, echo ligeramente hacia atrás mi cabeza para dejarle el camino mas libre al resto de mi cuello y, si asi lo desea, dejarselo libre tambien a mi…….pecho.

Sin embargo, en vez de continuar, me hace una pregunta, ante la cual, y como una respuesta a la misma, lo empiezo a desnudar: primero le saco la sudadera (intentando no hacerle mas daño del estrictamente necesario en el brazo roto) dejando su cuerpo totalmente desnudo de la cintura para arriba, sentada sobre sus piernas como estoy, empiezo a recorrer en zig-zag con un dedo desde su barbilla hasta el pantalón, al llegar mi mano hasta ahí, me hecho un poco hacia atrás y se lo desabrocho. Dandole un beso fugaz en los labios, me levanto y lo descalzo y le quito los pantalones dejandolo solo con los calzones puestos para, a continuación, meterlo en la cama y taparlo.

Cuando el ya esta metido en la cama, me siento al borde de la misma para quitarme las deportivas, una vez descalza, me levanto y dejo caer al suelo los “shorts” despues de desabrocharlo y, mientras me dirijo de nuevo a la cama, me quito el top, metiendome con el en la cama solamente con las dos prendas de la ropa interior, sin embargo, una vez metida en la cama, me quito el sujetador dejandolo caer al suelo al un lado de la cama y abrazandome a el, le digo: -Creo que esto responde a tu pregunta.- Mientras le doy un tierno beso en la boca y acaricio su espalda sin soltarlo del abrazo.
avatar
Cristina

Mensajes : 161
Bombillas : 79
Fecha de inscripción : 24/06/2010
Edad : 36
Localización : Alli donde me aguanten

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por El Cuervo el Mar Ago 10, 2010 5:43 am

Puedo escuchar los latidos de su corazón y él mío se agita al mismo ritmo. No responde ante la pregunta y recorro con delicadeza probando su piel de canela y miel, saboreándola lentamente por su cuello, descubriendo caminos hacía otros lugares que antes eran prohibidos ahora podía encontrarlos como si fuera un nuevo tesoro en una isla perdida. Disfruto de su escancia en cada beso que tocan mis labios sobre su piel, tocando la entrada de sus senos, aferrándola a mí con mis curtidas manos.

La respuesta no viene y solo hay silencio, sus movimientos hacen sacar la camisa con cuidado de no lastimarme más el brazo lastimado. Le sonrío imaginando su rostro, levanto las manos para acariciarle los hombros, con las yemas de los dedos recorro su cuello y llego a su rostro, paseo lentamente mis dedos sobre sus labios. Su mano recorre mi torso en un zig- zag lo cual me hace sonreír nuevamente, me hace cosquillas. Le recibo nuevamente el beso abrazándola con pasión, pero el beso fue fugaz y me lo arrebata enseguida deseando que ese beso no termine en ese momento. En otro momento estoy sin pantalones y la jalo de una mano para que se detenga y se quede a mi lado, pero termino arropado dentro de la cama, me hinco con la sábana como una capa y la cubro besándole el cuello por la espalda mientras ella se quita las zapatillas. Y Luego se separa, la miro nuevamente confundido. Le espero un momento y le envuelvo con la sábana para caer juntos cobre la cama y ahora puedo sentir su piel desnuda a mi lado, es tibia y tiene un olor que me provoca.

Ahora escucho su respuesta y luego llega a mí un beso que respondo con más pasión que antes, paseo mis manos por toda la figura de su espalda dibujando el contorno que tiene hasta detenerme sobre sus caderas, las bajo lentamente para acariciar sus muslos desfigurándolos lentamente con mis manos, el profundo beso solo puede hacerme embriagarme de su miel, de sus besos los cuales respondo, bajo nuevamente sobre sus comisuras, besando su cuello hasta su nuca.


avatar
El Cuervo

Mensajes : 129
Bombillas : 122
Fecha de inscripción : 27/06/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por Cristina el Mar Ago 10, 2010 8:57 pm

Spoiler:

Mientras nos estamos besando, mantengo con el abrazo su cuerpo totalmente pegado al mio, quiero sentir su calor, quiero sentir su fuerza, quiero sentir su poder, quiero……….sentir como esos brazos me hacen mas y mas suya por momentos. Las caricias de sus manos recorriendo el contorno de mi espalda me producen escalofrios de placer haciendo que me mueva lenta y sensualmente apretandome mas a el para que en ese moviendo sensual cada milimetro de mi cuerpo se roce con cada milimetro del suyo, no quiero dejar de sentir el roce de todos y cada uno de los recovecos de su cuerpo con todos y cada unote los recovecos del mio y, cuando sus manos llegan a mis muslos, una ola de placer recorre mi cuerpo haciendo que eche mi cabeza y pecho hacia atrás a la vez que mi cadera se pega mas a la suya con la ansia y avidez de querer probarlo todo.

Cuando reacciono echando hacia atrás mi cuello dejando todo el esplendor de mi pecho a su alcance, noto que besa mi cuello hasta la nuca y, estando ya sin el control de la parte civilizada y racional de mi cerebro, teniendo ya el control total y absoluto de todo mi ser la parte mas primitiva, instintiva y animal de mi celebro, sin poder contener ya por mas tiempo todas mis ansias y deseos, me lanzo sobre el dejandolo tumbado boca arriba sobre la cama y, sentandome sobre sus calzones, me tumbo sobre el para ir besando y probando con mi boca cada rincon de su abdomen y pecho subiendo desde su cintura hasta su cuello haciendo que una superficie cada vez mayor de mi cuerpo roce con una superficie cada vez mayor del suyo mientras asciendo por el. Cuando llego a su cuello, agarro sus manos con las mias y, sin soltarlas las pongo por detrás de su cabeza y, manteniendo sus manos agarradas con las mias en esa posición, empiezo a besarle el cuello lentamente y con toda la dulzura permitida por la excitación que en este momento siento en todo mi cuerpo, tambien le beso por detrás de la orejas cerca de la nuca y alterno estos besos con pequeños mordiscos y tirones con los dientes en los lóbulos de sus orejas.

Tras unos segundos o………minutos……..no lo se, es tal la excitación sentida en todo mi cuerpo que hace bastante que perdi la nocion del tiempo, mi cuerpo dice que ya no puede esperar mas, que tiene que recibir ya mismo lo que lleva esperando desde hace tiempo, por eso, antes de soltar sus manos y hacer lo que con tanta ansia deseo hacer, pego mi cara a la suya, le doy un gran y apasionado beso en la boca y, separando un poco mi cara de la suya, pongo una sonrisa lasciva mientras lo veo y, soltandole las manos, comienzo a descender manteniendo el roce de ambos cuerpos y acariciando con mis manos y brazos aquellas partes de su tronco recorridas ya por mi boca. Cuando llego con mi boca a sus calzones, les doy un beso y………..comienzo a quitarselos. Tras esto, me quito yo tambien la unica prenda que tenia puesta y, tumbandome sobre el, voy echando hacia atrás mi cadera rozando todo mi cuerpo contra el suyo y, cuando TODO mi cuerpo, siente TODO su cuerpo le susurro con una voz muy sensual: -Quiero que me hagas toda tuya- Y le beso el cuello mientras mis caderas se mueven ritmica y lentamente.
avatar
Cristina

Mensajes : 161
Bombillas : 79
Fecha de inscripción : 24/06/2010
Edad : 36
Localización : Alli donde me aguanten

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por El Cuervo el Miér Ago 11, 2010 5:45 am

Spoiler:
Me centro en su aroma recorriendo el calor de su piel con mi boca. Le beso con hambre, mucha hambre cada centímetro es un bocado perfecto de ese exquisito sabor a canela y miel. La sujeto con fuerza desde sus piernas pegándola mas a mi cuerpo y siento sus piernas como se enredan en la mías. Sus movimientos seducen mis sentidos animales y levantan las pasiones de mi cuerpo, mis manos atraviesan su figura explorando sus partes íntimas con roces cautelosos y delicados. Le sigo besando desde la base del cuello hasta llegar mas abajo cuando se descubre el pecho, es mi alimento y pruebo de ese dulce néctar que me regala y me embriaga. Gruño excitado y pegándole con mas fuerza mi pelvis a la suya sosteniéndola de los glúteos. Pero doy un vuelco y agitado solo miro el techo oscuro, sintiendo su intimidad sobre la mía, la agarro con fuerza de las caderas y cuando siento su tacto solo cierro los ojos. Me dejo guiar por su ritmo y solo disfruto de sus labios sobre mi piel. Aprieto sus manos al sentir su rostro cerca de mi cuello y cuando me muerde deseo que lo haga con más fuerza. Me suelto de sus manos y le agarro de la cintura para responderle al beso que me da, es un beso bastante intenso y rudo. La fricción de los cuerpos hace estragos en mi interior y deseo poseerle en ese momento. La acerco cuando me saca los boxers, la desnudo. Los roces de nuestras sencibles pieles es más intenso, estoy a punto de entrar con todo, pero me detengo unos momentos. Me pongo un escudo de guerra, para luego no caer en situaciones no deseadas. Me aferro a sus caderas incorporándome mas hacía ella y unir nuestros cuerpos. La levanto y mientras beso su cuello le penetro el alma. El calor aumenta, los movimientos son lentos, la agarro de la espalda subiendo mis manos hasta sus hombros, inclino un poco mi cabeza para apoyarme sobre sus hombros, salen de mi pecho sonidos guturales. Aun tengo hambre, mucha hambre y después de dejarle que sus movimientos rítmicos me lleven; la voy recostando lentamente sobre la cama, le miro a los ojos sin dejar esa unión que tenemos en esos momentos, movimientos flébiles de pelvis que empiezan a incrementarcon fuerza junto con los besos que están famélicos de los suyos.


avatar
El Cuervo

Mensajes : 129
Bombillas : 122
Fecha de inscripción : 27/06/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por Cristina el Miér Ago 11, 2010 10:44 pm

Spoiler:

Noto como esta penetrando hasta lo mas profundo de mi ser mientras me levanta y besa mi cuello. Con cada embestida, con cada penetración soy cada vez un poco mas suya y eso me excita cada vez mas y eso produce que mi respiración sea cada vez mas entrecortada y rapida, es tanto el placer que estoy empezando a sentir que mis movimientos son lentos, quiero aumentar ese placer notando como en cada embestida me va llenando poco a poco. Mis pechos estan totalmente firmes y tengo los pezones totalmente duros por lo que mientras mantengo el ritmo lento de mi cadera sobre el, acaricio con mis manos mis pechos hasta que siento sus manos y su cabeza sobre mis hombros. En ese momento aprovecho para abrazarlo mas contra mi, rodear y sujetar fuertemente su cintura con mis piernas, hundir mi cabeza en su cuello y, manteniendo el ritmo de las caderas, empezar a saborear todo su cuello.

Poco a poco me va recostando sobre la cama, clavo mis ojos en los suyos sin dejar ni un momento de notarlo dentro mia, sin dejar ni un momento de sentir un placer cada vez mayor con cada movimiento de cadera. Estoy tumbada con el encima y respondo a sus besos con un ansia y una excitación que jamas en mi vida habia conocido. Mientras nos besamos, paso mis piernas por encima de las suyas y le rodeo con un brazo la cadera para mantenerlo mas pegado a mi y que se mueva completamente dentro mia, no quiero que quede un solo milimetro de mi interior sin notarlo, por ello tambien aprieto un poco mas la cadera contra la suya, para no dejar que ni tan siquiera un milimetro salga del interior. Simultaneamente, con el otro brazo, rodeo su musculosa espalda por los hombros y exploro con mis dedos cada milimetro de su cuello.

Tras un rato asi, una gran escalofrio empieza a recorrer mi cuerpo, pero no es un escalofrio “normal”. Es un escalofrio que comienza primero tenuamente y muy localizado en la zona de la cadera, empieza a extenderderse lentamente por todo mi cuerpo a la vez que va ganando en intensidad y a la vez que los movimientos ritmicos de mi cadera van aumentando de velocidad. Cuanto mas se extiende este escalofrio por mi cuerpo, mas intensidad va ganando, a mas velocidad se mueve mi cadera y mas fuerte lo agarro contra mi, tambien, a medida que este escalofrio va extendiendose y aumentando, un grito de gran placer empieza a formarse en mi garganta.

Por fin ese escalofrio invade ya todo mi cuerpo y, tras alcanzar su intensidad maxima, explota en inmensas oleadas de placer que provocan: el movimiento de mi cadera, el cual ya habia alcanzado el maximo de su velocidad, se ralentice para sentir mejor esas olas de placer, mi espalda se eleve encorvandose un poco para hacer la penetración aun mas profunda si cabe, mi cabeza se eche hacia atrás y mis brazos se cierren mas fuertemente sobre el para sentir mejor su cuerpo sobre el mio y ya no puedo contener ese grito de placer que se estaba creciendo y formando en mi garganta dejando que salga por mi boca.

Despues de esto, mi cuerpo cae totalmente inerte por cansancio acumulado, salgo de debajo de el, y poniendome de costado mirandole fijamente a los ojos, le beso en la boca con ternura mientras una de mis manos va bajando caracoleando por su pecho hasta su cadera donde empiezo a moverla para acariciar y dar suaves masajes a su entrepierna mientras le murmuro suavemente: - Ahora es mi turno de darte placer a ti.
avatar
Cristina

Mensajes : 161
Bombillas : 79
Fecha de inscripción : 24/06/2010
Edad : 36
Localización : Alli donde me aguanten

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por El Cuervo el Jue Ago 12, 2010 5:41 am

Spoiler:
La cama cruje por los movimientos que toman ritmo, una capa de sudor empieza a cubrir mi cuerpo y se mezcla con el suyo. Las esencias de madera y miel se vuelven una. Sigo los movimientos pelvianos con más fuerza, una fuerza interna, mis manos desfiguran sus piernas que como enredaderas se aferran a mi cuerpo. Sobre suyo, apoyándome sobre mi brazo no lastimado, sigo con esos movimientos oscilantes en su interior, mi cabello cae sobre mis hombros humedecidos por el sudor y escondo mi cara entre sus hombros, gruño cerca de su oído. No me detengo en ningún momento haciendo que esta lujuria se prolongue por mucho tiempo, mi lengua recorre sus hombros devorándolos y bajo hasta sus senos con hambre. Mi virilidad se volvía más intensa dentro de ella y mis manos se aferraron a su vientre haciendo embestidas más feroces, gruño como una bestia el escuchar que aquella voz ahogada se encuentra en su pecho, esa sensación se incrementa en mi interior, mientras subo un poco más para que los movimientos sean más placenteros para ella. Sujeto su cadera elevada y su espalda que se curva en ese éxtasis haciendo que las embestidas sean más lentas y profundas para friccionar su intimidad más sensible, su alarido fue el detonante de aquella cúspide de gozo el cual ella disfrutaba. Separo la unión para que ella quede libre y pueda explotar con el movimiento de sus caderas y aquel liquido salino que baña toda su intimidad. Estoy agitado pero aun no he podido morir con ella. Siento su beso y le respondo con mucha pasión, apenas puedo contener el aliento, le ciño la cintura aun con hambre, sin decir alguna palabra, creo que no soy capaz de articular palabras en este momento, le escucho y deseo que esa muerte que me espera sea eterna.


avatar
El Cuervo

Mensajes : 129
Bombillas : 122
Fecha de inscripción : 27/06/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por Cristina el Jue Ago 12, 2010 7:48 pm

Spoiler:

Me pongo a cuatro patas de tal manera que su cuerpo queda entre entre mis brazos y piernas. Vuelvo a sujetar sus manos con las mias detrás de su cabeza y dejo mis pechos a la distancia justa de su boca para que pueda rozarlos con los labios pero no probarlos y gozarlos plenamente mientras los muevo sensualmente. A la vez que esto, tambien bajo mi cadera para que mi intimidad roce acariciando su entrepierna y, mientras dejo mis pezones a esa distancia justa de sus labios, rozo, prácticamente acaricio, con mi intimidad toda su entrepierna moviendo mi cadera de adelante a atrás para esto.

Despues de esto, con una mirada y sonrisa lascivas, me doy la vuelta y, poniendome en la posición del sesenta y nueve pero con mi intimidad fuera del alcance de su boca, agarro su virilidad con una mano y empiezo a masajearsela de arriba a bajo mientras con la punta de mi lengua empiezo a hacer circulos sobre la punta de su virilidad. Mientras tanto, me abro todo lo que puedo de piernas para que pueda ver con la mayor facilidad posible el interior de mi intimidad, la cual esta totalmente humedecida y perfectamente depilada.

Cuando estimo que ya ha disfrutado bastante con la vista, me vuelvo de nuevo para fijar mi mirada lasciva en la suya y voy descendiendo por todo su cuerpo hacienolo rozar con el mio hasta que su entrepierna queda entre mis pechos, entonces, cojo sus manos con las mias, y se las pongo a los lados de mis pechos y, sin soltar sus manos, hago presion con las mias sobre las suyas para que mis pechos presionen entre ellos su entrepierna y, cuando su entrepierna esta bien agarrada entre mis pechos, empiezo a balancearlos rítmicamente sin permitir ninguna escapatoria de ellos a su entrepierna.

De pronto, quiero probar su “nectar”, quiero que lo libere todo en mi boca, quiero probarlo, quiero tragarmelo todo hasta que termine y luego relamer despacio con la lengua todos los restos que puedan quedar, no quiero que nada se desperdice, no quiero que la mas minima gota quede fuera de mi boca. Por ello, saco su entrepierna de entre mis pechos y, sin dejar que mi cuerpo pierda contacto con su virilidad, noto como va subiendo por mi pecho, despues sube por mi cuello hasta que llega a mis labios, es entonces cuando saco la lengua y empiezo a lamer de nuevo la punta de su virilidad y voy metiendo la lengua en mi boca a medida que su miembro va entrando hasta el fondo. Una vez que lo he metido entero en la boca, empiezo a chuparlo y a mover mi cabeza de arriba abajo sujetandolo firme pero suavemente con los labios y, con la lengua, sigo masajeandolo suavemente mientras agarro su cadera con las manos para que el no se pueda mover. Primero empiezo lentamente para ir aumentando el ritmo poco a poco, a medida que voy aumentado el ritmo del movimiento de mi cabeza, tambien voy aumentando la presion que mis labios ejercen sobre su miembro hasta que noto que su “nectar” va a salir que vuelvo a bajar el ritmo pero aprieto mucho mas su virilidad con mis labios y de jo que su rico “manjar” inunde completamente mi boca mientras lo voy paladeando con gran lujuria y placer.
avatar
Cristina

Mensajes : 161
Bombillas : 79
Fecha de inscripción : 24/06/2010
Edad : 36
Localización : Alli donde me aguanten

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por El Cuervo el Jue Ago 12, 2010 9:13 pm

Spoiler:
Su cuerpo rosa mi cuerpo y sigo en ese acto que embriaga mis sentidos, la sostengo de la cintura y no bebo de sus senos esa dulce miel acanelada y me tortura. Aprieto sus manos. Es una especie de baile de seducción que hace que caiga en su juego. Se aleja y con respiraciones pausadas aun me mantengo. Siento sus manos y mis manos buscan su cuerpo, le tocan con delicadeza cada parte de su piel, acariciando sus piernas y su suave intimidad buscando sus partes más sensibles. Pero no puedo verle realmente, solo puedo percibir sus movimientos que hacen las sombras, son de colores y ahora se vuelven un color rojo. Siento su mirada y le acaricio el rostro, quiero acercarme para besarle pero se aleja de nuevo, torturándome. Mis manos se dirigen hacía donde ella las guía y toco sus suaves senos, quiero soltarme pero me aprisiona en ellos en movimientos ondulantes, en un principio la miro un poco contrariado y apenas puedo murmurar su nombre que sale en un sonido ahogado. Quise detenerle en un movimiento pero fue inútil. Cuando siento su boca, una corriente eléctrica recorre mi cuerpo, la calidez de su aliento, la fricción hace que cierre los ojos mientras en mi cabeza tengo una batalla térrea, le acaricio el cabello. Me quema con su cadencia. Mi respiración se pierde en las descargas eléctricas que me matan desde el interior y explotan en un gruñido entrecortado…dejando aquella sustancia salina corra por sus labios.

La tomé de los hombros y la vuelvo a poseer con todas mis fuerzas, cambiando antes el escudo protector de las torturas de guerra. Pasamos la noche haciendo ese acto eterno, sin que nos importara si destruíamos las paredes o tiráramos las lámparas o rompiéramos cosas, sin importarnos caernos de la cama, sin importarnos el librero que fue nuestro cómplice de más actos de pasión. El amanecer vino y no nos importa, seguimos hasta que nuestra sed se apaga.


avatar
El Cuervo

Mensajes : 129
Bombillas : 122
Fecha de inscripción : 27/06/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por Cristina el Vie Ago 13, 2010 10:05 pm

Ya ha amanecido. La luz del sol se cuela por los dos ventanales del pasillo. No noto ningun movimiento a mi espalda, me giro para asegurarme de que Cuervo aun esta a mi lado y lo veo. Quiero levantarme y darle una sorpresa preparandole el desayuno pero, aun vagueo un rato en la cama, aun no quiero separarme ni un milimetro de el, por lo que me arrimo a su cuerpo y lo abrazo con bastante fuerza sintiendo todo su cuerpo junto al mio. Tras estar un rato asi abrazada a el, le doy un dulce y tierno beso en la boca, me levanto haciendo el menor ruido y movimiento posible, me pongo una de sus muchas sudaderas que tiene a la vista, y que me cubria hasta poco mas por encima de las rodillas, para no andar totalmente desnuda por la casa y me dirijo hacia donde esta la cocineta a ver que encuentro para poder hacer un desayuno.

Tras buscar por todos lados encuentro comida suficiente como para hacer un desayuno minimamente decente friendo en la sarten unas lonchas de baicon, cuezo un par de huevos para cada uno, pongo a hacer en una cafetera que encontre algo de café y caliento algo de leche y, en un intento de completar con algo mas de variedad este desayuno encuentro un paquete de galletas y pongo unas pocas en un plato. Cuando esta todo cocinado y listo, en una bandeja pongo una par de tazas con café y una jarra de leche, reparto en dos platos las lonchas de baicon y pongo un par de los huevos que coci en cada uno al lado del baicon, pongo tambien el plato con las galletas en la bandeja y me dirijo con todo esto de nuevo a la cama gritando por el pasillo: -Buenos dias bello durmiente, el desayuno esta listoooooo.- y pongo la bandeja con todo sobre la cama para desayunar.

Cuando terminamos de desayunar, llevo todo de nuevo a la cocineta y de vuelta a la habitación le digo con una sonrisa completamente sincera que me produce unos hoyuelos en las mejillas –Espero que no te importe que haya cogido esta sudadera tuya pero es que no me apetecia hacer el desayuno ya vestida.- y le doy un gran abrazo rodeando su cuello con mis brazos y le planto un gran beso en toda la boca.

Despues de un rato de estar con el simplemente tirada en la cama notando su cuerpo junto al mio, acariciando su pecho le digo –Cuervo, tengo que irme pero….no quiero irme sin antes asegurarme de que volveremos a vernos, asi que para asegurarme de que nos volveremos a ver......- y, sin terminar la frase, le beso por todo el cuello y le doy un par de pequeños mordiscos en una de las orejas. Hecho esto, me levanto, me visto con mi ropa que esta desperdigada por toda la habitación, le dejo la sudadera que hasta entonces estuve utilizando sobre la cama y, ya en la puerta me despido diciendole –Me entere que en bosque hay un castillo, esta tarde voy a ir a visitarlo, me gustaria llevar un guia conmigo y que ese guia fueras……tu. Si quieres, antes de entrar en el te esperare en la entrada del mismo a media tarde- y cierro la puerta tras al salir no sin antes lanzarle otro beso.
avatar
Cristina

Mensajes : 161
Bombillas : 79
Fecha de inscripción : 24/06/2010
Edad : 36
Localización : Alli donde me aguanten

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por El Cuervo el Dom Ago 15, 2010 5:09 am

La oscuridad y los sonidos de los cuervos picoteando vísceras de cadáveres en el bosque, es lo primero que escucho. Los colores no son para el cuervo que solo vigila los pasos de los habitantes. Los huesos crujen y la piel se marchita en el interior, el alma muere, los recuerdos se vuelven una especie de vacío consistente. Ahora estoy de pie en esa habitación me encuentro mirando, únicamente mirando, inmóvil la sangre corre y los gritos de una mujer se ahogan con la muerte.

Abro los ojos y me siento de golpe percibiendo el aroma a comida. No estoy solo, y por primera vez en mucho tiempo que duermo. Los vigilantes no duermen, los castigos vienen cuando cierras los ojos, cuando no luchas por el objetivo y la misión se ve perturbada por los descuidos. Los recuerdos vienen a mi cabeza como un balde de agua fría, pongo los pies en el suelo y me pongo de pie para ponerme unos pantalones. Tengo un espejo en el baño en el cual me miro y no veo nada. Echo agua fría en la cara y regreso para cambiar las sábanas. Escucho una voz a la cual le sonrío sintiéndome extraño, pero bien después de todo. Tropiezo nuevamente con algo en el piso, sigo caminando hasta tomar asiento junto a ella en la cama. No puedo ver la comida, pero puedo imaginarla, olerla, la como. El desayuno se vuelve desayuno con el hambre y la plática matutina, sin comentarios incómodos o charlas del otro día.
-No importa –respondo a lo de la sudadera- Gracias por el desayuno, no te hubieras molestado.

Siento su abrazo y es extraño ahora sin lucita, le respondo el beso como ella lo da tocando su delgada cintura. Me recuesto un poco en el respaldo de la cama y luego se separa, la miro aunque no puedo mirarla, aun puedo oler todos los vestigios de la noche, sonrío nuevamente. Mis ojos no son los mismos, ahora son negros de cuervo, siento que todo empieza a cambiar y mi hombro se cura cuando lo toco, truena el hueso. La miro cuando me acaricia y le doy un beso en la mano.

-Nos volveremos a ver…-murmuro y le vuelvo abrazar ante sus muestras de cariño. Escucho decirle lo del casillo y pienso en todo lo que pasa, en lo que debo de hacer ahora. No alcanzo a responder cuando ella ya cierra la puerta. Enseguida me pongo de pie para darme una ducha, necesito un orden el cual empiezo a realizar después de ese momento.

FIN



avatar
El Cuervo

Mensajes : 129
Bombillas : 122
Fecha de inscripción : 27/06/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Los días siguen siendo sombras.

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.