La villa del Roble fantasma.

Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Empezemos por un: ¡¡Buenos dias!!
Sáb Jun 02, 2012 7:18 pm por Lucy V. Matersson

» Avatería oficial
Sáb Abr 28, 2012 11:47 am por Lucy V. Matersson

» Mekare Sttromblade
Mar Abr 17, 2012 8:19 am por Mekare Sttromblade

» Edward Potter
Miér Abr 04, 2012 7:29 pm por Edward Potter

» Lucy V. Matersson
Lun Abr 02, 2012 2:29 pm por Lucy V. Matersson

» -Preguntas frecuentes.-
Mar Mar 27, 2012 10:22 pm por Azul

» Forever Mine -Recien Abierto- {The Vampire Diaries} Afiliacion Normal Se buscan persoanjes Cannon y
Sáb Ene 28, 2012 5:34 pm por Lena Night

» The Madness (normal).
Sáb Ene 28, 2012 1:47 am por Invitado

» A New Hogwarts- Recién Abierto- Élite- Pj's cannon dispo.
Vie Ene 27, 2012 11:05 am por Invitado



Historia & Ambientación

Ir abajo

Historia & Ambientación

Mensaje por El Roble Fantasma. el Dom Mar 20, 2011 7:57 pm




El Roble Fantasma



Ambientación

Recuerdo a la perfección como había llegado, iba a Minsk por asuntos de trabajo, desde Paris en tren. Las aerolíneas estaban cortadas y no me quedaba otra que tragarme más de 24 horas de viaje. Nada más llegar a la estación y entregar mi billete al revisor, un hombre de lo más extraño, me informó de que debido a la demanda de billetes, había saturación en estándar, tenían que cambiar mi billete con uno de primera clase. "Menudo chollo" pensé cuando entré en el vagón 7.

Ahora tenía una gran estancia para mí solo, decorada todo en madera, sillones amarillentos y flores violetas. No recuerdo exactamente en que momento me quedé dormido. Había un largo túnel al atardecer, y nada más. Hasta despertarme en una estación en ruinas envuelta en neblina púrpura. El vagón no estaba unido a tren alguno, y la parte exterior estaba decorada con cientos de bombillitas de colores. Había algunas fotos colgadas de las paredes de la ruinosa estación, aunque llenos de polvo mostraban una villa llena de luces y farolas titilantes. Los edificios eran de piedra y estaban rodeados de enredaderas que se mezclaban con las diferentes bombillas. Salí de la estación y la ciudad estaba completamente en ruinas al igual que el edificio que dejaba a mi espalda, ni rastro de las luces. Y entonces replicó el reloj de la estación, alcé la vista, las doce de la noche y todo se llenó de una niebla espesa.

De la nada apareció un hombre con un sombrero de ala ancha que no dejaba ver su rostro. Me extendió una bombilla que estaba encendida sin necesidad de electricidad. Era de color rojizo, el eco de su voz al hablar aún me estremecen: "Bienvenido a la Villa del Roble Fantasma".

La niebla se disipó al igual que el hombre y la bombilla. Lo que apareció ante mí, me sorprendió. La villa antes en ruinas se alzaba completamente reconstruida. Las luces y las enredaderas recorrían todos los edificios, había personas caminando por la plaza que había enfrente de la estación. Y en medio resplandeciente, con cientos de bombillas y faroles colgados, se alzaba un roble.

Ya ha paso un mes desde mi llegada, y aún nadie ha descubierto como salir de este lugar. Mi cuerpo ha cambiado y la sed recorre mi garganta a diario. Sed de sangre que me quema las entrañas. ¿Intentad huir? Imposible, si corres a la derecha, acabarás en un callejón a la izquierda. Si entras en el bosque de las lámparas te perderás durante días y volverás a la entrada. Llegan decenas de personas cada semana, arrastrados a esta ciudad, desde cualquier año o lugar, exentos de enfermedades, sin poder envejecer o cambiar. Condenados a no ser humanos, atrapados...solo tenemos una cosa clara: ese roble es nuestro carcelero.


El Roble

Lo primero que me llamó la atención nada más llegar fue aquel enorme árbol. Podía parecer un árbol cualquiera, uno de los tantos que había por la villa, decorado con cientos de bombillas y faroles. Pero no tardé en darme cuenta de lo que árbol representaba. Es la llave del pueblo, el encargado de esa niebla que te transforma. Todas las luces de la ciudad brillaban gracias a él, como contaban alguno de los habitantes.

Nadie es capaz de mirarlo durante más de un minuto, tus ojos se apartan asustados, maravillados o estremecidos. Tu cuerpo se llena de escalofríos al estar demasiado tiempo al lado del él. Es imposible tocarlo, tu mano se desvía si consigues acercarte lo suficiente.

En su base hay una placa amarillenta que reza: Para salir, primero debes solucionar el motivo por el que llegaste. Y si el Roble te ha traído, no ha sido simple casualidad. Algunos dicen que es el destino, otros que hemos muerto y esto es el infierno. La villa es una cárcel, una prisión y nuestro motivo solo lo conoce el árbol.

Solo espero descubrirlo pronto y que el Roble Fantasma me deje ir.
¿Es verdad que existe una salida? ¿Son rumores?... ¿Quiénes son todas estas personas?



Última edición por El Roble Fantasma. el Dom Mar 20, 2011 8:25 pm, editado 1 vez
avatar
El Roble Fantasma.
>>La llave<<

Mensajes : 88
Bombillas : 102
Fecha de inscripción : 19/05/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

.:Los conflictos:.

Mensaje por El Roble Fantasma. el Dom Mar 20, 2011 8:14 pm




Los Conflictos


Algunos han sido condenados aquí y otros han sido elegidos para guardar el lugar. Los guardianes, siempre fueron hombres justos, hombres de bien, sacrificados y al llegar a la villa, el árbol les pidió que lo protegieran, al menos es lo que se cuenta en los alrededores de la biblioteca Rose. Los habitantes los consideran mártires, sacrificados a una causa mayor, protectores, el bien reencarnado, ángeles.

En la otra parte se encuentra el burdel y sala de variedades, Pink. El cuartel general de los malditos. Hombres malignos, el terror se muestra en sus rostros. Condenados como todos a esta vida aislada. Ellos desean más que ninguno de nosotros huir de aquí. El Roble les perturba mientras duermen, les persigue el eco de sus víctimas y el sufrimiento les daña cada día. Aún así el roble no les puede impedir que esa gran maldad los convierta en demonios, increíblemente poderosos.

El conflicto entre los dos es evidente. Unos quieren dejar a toda costa la Villa y los otros están obligados a guardarnos del mal.

Entre ellos estamos los demás, creo que podríamos considerarnos la balanza, y siempre podemos tender hacía uno de los dos lados. Por mi parte quiero escapar y no me importa que esos malditos vengan conmigo.


Los Habitantes

La villa era un lugar realmente próspero, una familia de aristócratas había gobernado sobre ella durante generaciones. Eran realmente queridos en el lugar gracias a su amabilidad. Ayudaban en todo cuanto podían para que la ciudad creciese y que sus habitantes se sintiesen realmente afortunados.

El descubrimiento de piedras preciosas en la mina de las afueras de la ciudad, trajo aún más alegría a la villa, y cavaron. Pero lo que descubrieron más abajo era algo diferente. Una niebla púrpura que salía a borbotones del interior de la tierra. La ciudad se llenó de bombillas, el bosque de lámparas, un gran roble apareció en el centro de la ciudad y la villa se perdió en el tiempo y en el espacio para siempre.

Los habitantes son recuerdos de aquellas personas que una vez vivieron en la villa. Condenados y malditos para siempre, pues la tierra llenó de luces el cielo y los condenó a la vida más oscura que podían tener.



avatar
El Roble Fantasma.
>>La llave<<

Mensajes : 88
Bombillas : 102
Fecha de inscripción : 19/05/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.